Fernando Vázquez quiere rock 'n' roll

"Busco un equipo que juegue sencillo, fácil, que finalice lo antes posible. No voy a jugar a tener la pelota por tenerla. No quiero posesiones largas y poco profundas. Quiero robar y salidas rápidas buscando la portería". En su primera comparecencia estrictamente deportiva, Fernando Vázquez ha hecho todo una declaración de intenciones. Y la primera idea que destaca de la libreta del gallego es el cambio de estilo. De la ornamentación a la electricidad, de un juego pausado y táctico a un bloque rápido y con garra, de la participación de los laterales al bloque defensivo, de jugar con espacios a evitar que el rival los tenga. En definitiva, de un Mallorca yé-yé, a un Mallorca rock'n'roll. 

Si bien en septiembre, Albert Chapi Ferrer decía que "hay partidos en los que dependes del rival, pero nuestra obligación es tener siempre la posesión", el técnico de Castrofeito ha renunciado al juego engalanado que pretendía Ferrer en detrimento de la practicidad. Porque en Segunda cuentan más los goles que el juego. Nadie te va a destacar porque juegues bien en Segunda, pero sí porque estés arriba. Es distinto a Primera División. De ahí que el gallego, que, como diría Luis Aragonés, tiene el culo pelao en los banquillos, lo sepa y quiera tirar por lo práctico. 

/
Vázquez, en su visita a Son Moix en la temporada 2013-14 / Imagen: El Periódico de Aragón 

Sin embargo, ese juego directo requiere de pegada. Justo lo que no tiene el Mallorca. Es más que sabido que en este mercado invernal Maheta Molango y toda la secretaría deportiva mueven tierra, mar y aire para encontrar un delantero en condiciones para anotar todas las ocasiones que se han fallado en la primera vuelta. Porque un equipo que ha marcado quince goles en veintiún partidos no merece estar arriba, además de que, matemáticamente casi tampoco puede. Como he dicho, Fernando Vázquez quiere electricidad. Pero no se engañen, no se verá, ni por asomo, al Madrid contragolpista de Mourinho

Quienes viesen algún partido del Deportivo de la Coruña de la temporada 2013-14 se darán cuenta de lo que habla el míster. Aquel equipo estaba más preocupado de no encajar gol que de marcar. De hecho, cosechó un gran número de victorias por un gol a cero. ¿Es ser defensivo? No. En fútbol cualquier sistema es lícito. Como diría Rafa Benítez, ser ordenado no es lo mismo que ser defensivo. Vázquez busca lo primero. Busca que en caso de perder un balón en el centro del campo (señal que conoce los precedentes) haya una telaraña difícil de superar para el rival. Ya lo dijo Alberto Toril en su día, en caso de no poder ganar (porque el balón no ha querido entrar), al menos no pierdas. 

Retomando el ejemplo, aquel Deportivo fue el segundo equipo que menos encajó, pero tampoco estuvo entre los diez equipos que más goles anotaron. El máximo goleador fue Borja Bastón y tuvo un gol menos que el, por aquel entonces, delantero titular del Mallorca, Gerard Moreno. Diez goles. Se llama rentabilizar los goles. Esta idea que el técnico gallego puso en práctica en el conjunto coruñés y que le valió un ascenso la ha presentado hoy en sala de prensa: " Lo que intento es que no me tiren a puerta y generar algunas ocasiones yo. A lo mejor se trata de tener menos ocasiones de gol pero más claras".

No hay comentarios

Leave a Reply

Con la tecnología de Blogger.