Gálvez claudica en el Califato de Oltra

"Han sido superiores a nosotros, sobretodo en la primera parte. Tienen más calidad". Así de claro y sincero resumía Pepe Gálvez en rueda de prensa el partido contra el Córdoba. Los bermellones se enfrentaban al (según la clasificación) segundo mejor equipo de la categoría. Un equipo formado por retales y paciencia y que, a diferencia de la insular, sí tiene a la mejor delantera de la categoría. Entre Florin Andone y Xisco Jiménez suman un gol menos que todo el Mallorca junto. 

Se dice que cuando mayor es el estado de euforia mayor es la bofetada anímica que te puedes llevar si las cosas no van bien. Eso mismo se puede aplicar al Mallorca. Envueltos en un ambiente de felicidad y éxtasis por la llegada de Robert Sarver, Steve Nash y Maheta Molando al club bermellón, el Mallorca se presentaba en el Nuevo Arcángel, estadio que solamente ha visto dos derrotas de su equipo de los once partidos que se han disputado en él. Los números del conjunto de José Luis Oltra daban mucho respeto y más si levantábamos la cabeza para verles en la segunda posición de la tabla. Pero da la sensación que se llegaba a la cita hipnotizado por los veinte millones de Sarver. 

Sasa Markovic celebra el tercer tanto local /Imagen: LFP

El Mallorca se encontró a un gran Córdoba. Se ha de ser tan crítico con unos como justos con otros. Se vio a un magnífico equipo superior en intensidad, fútbol y posicionamiento en el terreno de juego. En menos de media hora, el Mallorca ya se vio con dos goles en contra y por debajo en el marcador. Además, con goles de dos conocidos del fútbol balear: Florin Andone, que está culminando una magnífica primera vuelta, y Xisco Jiménez, que tanto se deseó su vuelta a la isla tras la gran segunda vuelta que hizo la campaña pasada. En la segunda mitad cerrarían el marcador Sasa Markovic y Brandon Thomas, para quedar 3-1. 

Como había anunciado Gálvez en sala de prensa, introdujo varios cambios en el once, como la suplencia de Moutinho en detrimento de Sissoko o la entrada de Ferran Corominas por Rolando Bianchi. Pero le salió rana. En el mundo del fútbol (y los más viejos lo sabrán mejor que un servidor) lo más solicitado y lo más caro es el gol. El Mallorca este verano se ha reforzado excepcionalmente en defensa. Pero el gol es lo que da puntos y en esta faceta se ha fallado. Se ha fallado hasta el punto de que nos creíamos tener a la BCA (Bianchi, Coro y Acuña, perdonen, pero ahora está de moda poner las iniciales de los tridentes) como la delantera de referencia de la categoría cuando el Córdoba ha demostrado ser el equipo con mejor ataque. 

Pol Roigé y Colunga, los primeros

Las oficinas de Son Moix están echando humo estos primeros días de enero. Y tiene toda la pinta de que va a ser así en los veintiún días restantes. El Mallorca hizo oficial tras la derrota en Córdoba la contratación del extremo Pol Roigé y del delantero ovetense Adrián Colunga. El primero llega procedente del Sabadell, siendo una de las piezas clave del primer equipo, mientras que el delantero acabó contrato con el Brighton & Hove Albion inglés el pasado mes de junio. Se tratan de las primeras incorporaciones gestionadas por el suizo Maheta Molango al frente de la entidad. No van a ser las últimas. Aparte de las numerosas llegadas que van a haber, se producirán salidas, y no descartemos un cambio de entrenador en las próximas semanas. Por lo tanto, no hay tiempo que perder.

No hay comentarios

Leave a Reply

Con la tecnología de Blogger.