Empate de despedida en medio del plebiscito

El Mallorca se despidió de la Segunda División con un empate en medio del plebiscito que la poca afición que asistió a Son Moix decidió celebrar. Un juicio en el que participó más el corazón que la cabeza y en el que la rabia y el dolor le ganó la partida a la objetividad. Pero valoración respetable a fin de cuentas. Los bermellones se enfrentaban a un Getafe que tenía urgencia por ganar y cerrar definitivamente una tercera plaza que le garantizaba el factor campo en el play-off. Con un equipo totalmente dividido en el aspecto deportivo y social y con otro poco fiable e intermitente solo podía tener el resultado que hubo. Seis goles y un festival de imprecisiones más propio de la relajación de unos y el nerviosismo de otros que de jugadores de la categoría en la que juegan.

La tarde de los transistores comenzaba con Mirandés, Mallorca y Elche esperando a un  acompañante a Segunda Division B. Hasta 5 equipos se veían implicados y ninguno quería ocupar aquella plaza. No era el caso del Getafe, que visitaba la isla consciente de que dependía de sí mismo para certificar matemáticamente la tercera plaza.  A los siete minutos, los pupilos de José Bordalás se beneficiaron de una pérdida de Álex Vallejo en campo propio para que Stefan Scepovic recibiese solo delante de Cabrero y batiese al guardameta local. Siguiendo la tónica de toda la travesía del Mallorca por la categoría de plata, los bermellones habían convertido un fallo en un regalo para el contrario. Curiosamente, el gol del Getafe no hizo sino provocar que el Mallorca diese un paso adelante. Instantes antes de llegar a los veinte minutos, un centro de Héctor Yuste desde la banda izquierda no lo aprovechó Lago Júnior, cuyo disparo rebotó en un defensa azulón y se marchó a córner. Poco a poco, los insulares consiguieron romper la tensión y el agarrotamiento inicial y se desperezaron.

Así, a los veintitrés minutos, de un maravilloso pase entre líneas de Álex Vallejo nacería el empate. Brandon se incrustó entre Cala y Gorosito y, tras una pausa, batió por la derecha a Vicente Guaita para empatar el partido. El gol del empate sirvió para que el Mallorca se quitara definitivamente la presión y aprovechara las imprecisiones visitantes para llegar al área. A los 36 minutos, Moutinho pudo anotar el segundo gol con un remate de cabeza que se marchó desviado. La primera parte terminó con el Mallorca acosando la portería de un irreconocible Getafe, que pedía a gritos el descanso.

Brandon, lamentándose tras finalizar una jugada en la primera parte / Imagen: La Liga

Nada más comenzar la segunda parte, Sergi Barjuán decidió retirar del terreno de juego a Juan Rodríguez y dar unos últimos minutos a Jon Ansotegi. En rueda de prensa ya había anunciado el día anterior que daría minutos a aquellos jugadores que le habían dado "algo" durante su estancia en el banquillo bermellón. Pasado el minuto 10 de la segunda parte, el Mallorca conseguiría marcar el segundo tanto. Una buena combinación en la que participaron hasta 8 jugadores terminó con un centro de Angeliño que Brandon de cabeza mandó a la escuadra para que los bermellones remontaran el partido. Pero la alegría le duraría muy poco a los bermellones, puesto que tres minutos después, Scepovic aprovechó una indecisión en el área para empatar el partido.

Pero habría más goles. Y no se tuvo que esperar mucho. En la siguiente falta que sacó el Mallorca, Mehdi Lacen se introdujo el balón en su propia portería para volver a dar ventaja a los insulares. Un centro desde la derecha de Moutinho que estuvo muy cerca de tocar Álex Vallejo golpeó en el muslo del franco-argelino y se coló por el palo corto de Guaita. En el último cuarto de hora, Cedric entró por Héctor Yuste. El delantero nigeriano pudo marcar, pero llegó sin fuerzas en los metros finales y se topó con Guaita. El partido terminó con el gol de Emi Buendía por el palo largo de la portería de Cabrero para empatar el partido tras una larga jugada de combinación del conjunto azulón.

Anotando...

Cabrero: 4. Se contagió de las imprecisiones de su defensa.
Juanjo Nieto: 7. Acaba contrato y lo tiene todo para marcar las diferencias en Segunda B.
Pleguezuelo: 5. Cometió algún error de colocación impropio en él.
Héctor Yuste: 4. Demasiada lentitud y demasiadas imprecisiones.
Saúl García: 6. Se despidió con un buen partido.
Álex Vallejo: 6. De menos a más. De un error suyo nació el primer gol del Getafe.
Juan Rodríguez: 6. Buena primera parte, en la que dio salida al balón.
Angeliño: 5. Se añoró su desborde. De un gran centro suyo nació el segundo gol.
Brandon: 7. Doblete estéril que solo sirve para maquillar estadísticas personales.
Moutinho: 4. Un centro que valió el tercer gol y poco más.
Lago Júnior: 5. Puso nombre a todas las internadas de peligro bermellonas.
Ansotegi: 5. Aportó trabajo en el centro del campo y ayudó a que el Mallorca dominara.
Cedric: 6. Aprovechó muy bien sus minutos. Corrió, peleó y se quedó a centímetros del gol en el minuto 78.
Culio: 5. Sin tiempo para aportar ideas en ataque.

No hay comentarios

Leave a Reply

Con la tecnología de Blogger.